• Salamanca: Reclamo gastronómico

    0

    Bien es sabido que la cocina de Castilla y León posee un carácter único. Es uno de los baluartes de esta región, un lugar genuino en todo el mundo donde mejor se pueden degustar determinados productos, entre los que destacan creaciones elaboradas a partir de carne y la variedad de su carta de vinos, por supuesto. Gracias a sus excepcionales condiciones naturales para la producción de cotizados manjares, que unido al buen hacer de sus cocineros y mesoneros, hacen de la comunidad castellanoleonesa un ideal destino gastronómico. En este ámbito, el papel que juega Salamanca es primordial. Su mención no se escapa de ninguna recomendación que se haga de la zona. Carnes, verduras y hortalizas se mezclan de una manera tan sutil que hasta los paladares más exigentes verán compensadas sus apetencias. Pasemos a examinar de una manera más minuciosa de que se compone la gastronomía salmantina.

    Tal vez lo más característico sea el apartado de las carnes. La naturaleza de esta parte de España surte de alimentos como bellotas o castañas a la ganadería porcina, dando lugar a una excepcional variedad de productos de chacinería: la longaniza de Salamanca, el chorizo cular, farinato de Ciudad Rodrigo, chorizos de Candelario o el Jamón de Guijuelo son algunos ejemplos, que unidos al tostón o el lechazo asado a la castellana completan una de las mejores ofertas de carne de cerdo que se puedan realizar. Entre la carne de vacuno es de obligada mención la carne de morucha, una raza autóctona que se caracteriza por ser un poco más oscura de lo normal con una denominación de origen propia desde 1995. El picadillo de carne de Tejares, las migas de rico, la menestra de cordero, el cordero al Astiz o el pollo relleno a la salmantina son otros ejemplos de platos típicos realizados con algún tipo de carne. 

    En el apartado de las verduras y las hortalizas Salamanca posee alguno de los productos más conocidos a nivel nacional: Garbanzos de Pedrosillo o las lentejas y alubias de la Armuña, son la base ideal para cantidad de cocidos y guisos. Habas a la salmantina con chorizo y puntas de jamón, patatas con chorizo, patatas meneadas y Calderillo, guiso típico de patatas y carne de ternera aderezado con pimiento rojo, cebolla y laurel, son algunos de los platos que se pueden elaborar con las verduras y hortalizas de esta tierra. Las ensaladas también tienen cobijo, destacando la que lleva por nombre los “limones” elaborada de naranjas, limón, huevo cocido y chorizo aliñado con azúcar, sal, aceite de oliva y un chorrito de vino tinto. Existe una pequeña producción de aceite de oliva en las Riberas del Duero.

    Como acompañante perfecto para un buen guiso nada mejor que un vino de la tierra. Cada vez más conocida es su denominación de origen de las Arribes, ubicada en esta zona geográfica que gracias a la particularidad de su microclima elabora unos caldos extraordinarios.

    Esperamos que esto les sirva de ayuda a todos aquellos amantes de la gastronomía. Más que recomendable es no pasar por alto la provincia salmantina en todo su conjunto. Además de arte arquitectónico y cultural Salamanca goza también arte en los platos. Desde Hotel Don Gregorio les invitamos a que visiten esta tierra rica de sabores.

     

    Etiquetas: , , , ,


 

Deje su comentario

C/San Pablo, 80-82 · 37008 Salamanca · Teléfono: 923 21 70 15 info@hoteldongregorio.com        aviso legal
Protel San Pablo SLU · Registro Mercantil de Madrid, Tomo 19634, Libro 0, Folio 170, Sección 8, Hoja M 345212, Inscripción 1, CIF-B83919092 Domicilio Social C/ Princesa n° 3 Duplicado, Apartamento 113 · 28008 Madrid.